Etiquetas

domingo, 26 de junio de 2016

Primer Encuentro Productivo con los Vinos de la Provincia de Buenos Aires

Gacetilla de Prensa

Este Martes 28 de junio se llevará a cabo en el Olivos Tenis Club el Primer encuentro productivo de vinos de la Provincia de Buenos Aires que contará con la presencia de las siguientes bodegas:

Hace más de una década los nuevos productores vitivinícolas de la Provincia de Buenos Aires emprendieron el desafío de lograr vinos de nivel internacional que incluyan la profundidad histórica y variedad cultural del territorio más extenso de la Argentina.

En este marco, la consolidación y proyección productiva de esta empresa nos invita a visibilizar el desarrollo y expansión que experimentó la actividad al mismo tiempo que a poner en valor la diversa trama socio-productiva que incluye al turismo, la gastronomía y otras agroindustrias. 

Resulta de vital importancia que los vinos bonaerenses tengan una marca distintiva y reconocible tanto para los consumidores locales como internacionales.

En este sentido, queremos darnos la oportunidad de interactuar con las autoridades de la Provincia, instituciones y empresas, desde el reconocimiento al esfuerzo de quienes invirtieron creyendo en la producción de vinos en una región fuera de los terruños cordilleranos. Nuestros pioneros innovadores solidarios con el anhelo común de una provincia a la altura de los desafíos del nuevo siglo.

Por todo esto, queremos celebrar la unión de iniciativas de varios sectores productivos y de gobierno, para dar el puntapié inicial hacia un futuro no tan lejano, en el cual podamos posicionar a nuestros vinos bonaerenses en el lugar donde se merecen. Este impulso será acompañado por proyectos provinciales que ayuden económicamente a las bodegas de la Provincia para su producción y difusión.

La cita es el próximo 28 de junio a las 19 hs en Olivos Tenis Club, Salta 2753, Olivos.

domingo, 19 de junio de 2016

PIPA Productores independientes de Paraje Altamira

Agrónomo Caggiati, Estefanía Litardo, Leo Erazo Linch, Felipe Stahlschmit, Luis Perocco, Nicolas Goldberg, Juan Pablo Lupiañez, Enrique Sack, Juanfa Suárez y Gabriel Bloise.

Estábamos en Altamira. Habíamos visitado Piedra Infinita, la nueva Bodega de Familia Zuccardi, donde nos habían explicado a fondo las características que hacen única a esta zona (ver nota Los suelos de Altamira). Comenzaba a caer el sol y ahí nomas, a apenas un par de kilómetros, se iniciaba el primer evento de una nueva organización de productores de la zona llamada PIPA - Productores Independientes de Paraje Altamira.

La zona de La Consulta (donde se encuentra Altamira) tiene mucha historia y cultura vitivinícola y se destaca por sus antiguos viñedos - algunos de más de 100 años - y porque existen, a diferencia de otras zonas del Valle de Uco que comenzaron a plantarse hace pocos años, muchas fincas pertenecientes a distintos productores, algunos de ellos pequeños y con generaciones en el lugar. 


Desde Diciembre de 2013 Paraje Altamira es reconocida por el INV como Indicación Geográfica (I.G.) y en ello mucho tienen que ver un grupo de productores que bregaron para distinguir la identidad de estas tierras.

La reunión se realizó en Finca Suárez, donde nos recibió Juan Facundo (Jaunfa) Suárez a quien habíamos conocido en setiembre de 2015 cuando en la vinoteca Mr. Wines se presentaron cuatro viticultores de Altamira. En ese momento Juanfa decía estar contento por la I.G. pero también aclaraba, en cuanto a lograr una unión de los productores de la zona: "Nos faltan años de trabajo juntos, pero si no nos juntamos, la cantidad de años que nos faltan va a seguir faltando". 

Desde ese momento han avanzado mucho, ya está funcionando la página web de Paraje Altamira (http://www.parajealtamira.org/) y esta reunión, en la cual se presentaron muchos de los vinos de la zona ante un nutrido contingente de personas llegadas desde Buenos Aires y representantes de la prensa mendocina, fue otro de los hitos que hace que el grupo continúe creciendo para difundir la identidad de su terruño.


Los productores que estuvieron presentes comenzaron la reunión contando cada uno sus historias. Estaban los que habitan Altamira desde hace muchos años y también aquellos que no hace tanto se sintieron atraídos por la zona y se animaron al desafío de remover millones de piedras para plantar aquí sus propios viñedos. Son once productores y la mayoría estuvieron presentes en la reunión con sus vinos: Son Vida, Finca Suárez, Finca Beth, Fincas Adrián Rio, Finca La Igriega, Chakana, Altos Las Hormigas, Mendel Wines, Lupa, Traslapiedra, Fincas Las Glicinas y Bodega Teho


Es auspicioso que un grupo de productores de una zona concreten una unión de esta naturaleza, un camino que sin dudas no sera fácil recorrer juntos, teniendo que ponerse de acuerdo en las ideas cada uno con sus puntos de vista, pero sin duda que la unión hace la fuerza y mancomunados van a obtener logros que por separado seria imposible o al menos mucho mas difícil. Humildemente, desde este Blog, apoyamos estas iniciativas que posicionan al vino argentino cada vez mas cerca del primer mundo.


Para finalizar les dejo una foto de cada una de las etiquetas que degustamos esa tarde.






 









Fotos tomadas por El ángel del vino.


lunes, 13 de junio de 2016

Vinos & Negocios


Llega la primera edición de Vinos & Negocios, la única feria orientada de forma exclusiva al trade y profesionales del vino, que busca convertirse en el punto de encuentro anual entre las bodegas (con presencia de sus dueños y enólogos), distribuidoras e importadoras, con los principales restaurantes, vinotecas, bares, caterings y hoteles de todo el país.

Se propone como el espacio privilegiado para descubrir los últimos lanzamientos, presentados por sus hacedores, en un ambiente profesional y distendido, orientado a la realización de muy buenos negocios.

Las bodegas que ya han confirmado su participación son Achaval-Ferrer, Alpasion, Alto Las Hormigas, Altocedro, Andeluna, Aniello, Antonio Mas, Antucura, Arístides, Atilio Avena, Barroco, Budeguer, Casa Montes, Casarena, Corvus, Cicchitti, Domingo Hermanos, Eral Bravo, Ernesto Catena Vineyards, Familia Cassone, Finca Decero, Finca Las Nubes, Gimenez Riili, Homo Felix, Iacarini, Kaiken, Lagarde, La Guarda, Leo Borsi Wines, Los Ñoques, LUI, Margot, Mendel, Noemía, O Fournier, Otaviano, Pulenta, Estate, Rewen, Tacuil, Tapun Gapul, Tomero, Vinorum, Vistalba, Yacochuya y Zorzal, entre otras.

IMPORTANTE: El ingreso es sólo por invitación para profesionales del vino, miembros del trade (dueños o decisores de compra de restaurantes, vinotecas, caterings y responsables de Alimentos & Bebidas de hoteles) , sommeliers referentes y prensa. Se podrán adquirir entradas solamente disponibles para sommeliers recibidos o estudiantes que acrediten su condición al ingresar. Caso contrario, no podrán ingresar al recinto. Enviar su consulta a info@guerrerogauto.com


Lunes 27 y Martes 28/6/2016 de 12 a 21hs

Auditorio Buenos Aires (frente al Hard Rock Café) - Avenida Pueyrredón 2501, CABA.


miércoles, 8 de junio de 2016

Vinos de Argentina: una feria con identidad



Los días viernes 10 y sábado 11 de junio se realizó la tercera edición de Vinos de Argentina, una Feria que se especializa en realizar un recorrido con vinos de las 15 provincias productoras del país. 

Participaron las siguientes bodegas:

Chubut: Rincon de los Leones, Patagonian Wines
Rio Negro: Aniello, Humberto Canale, Videla Dorna 
Neuquen: Fin del Mundo, Familia Schroeder, Secreto Patagónico
La Pampa: Bodega del Desierto
Buenos Aires: Bodega Al Este
Entre Rios: Vulliez Serme
Cordoba: Estancia Las Cañitas, Noble de San Javier
San Luis: Estancia Los Coros
Tucumán: Las arcas de Tolombón 
Mendoza: Montechez, Sur de los Andes, Molina, Ernesto Catena Vineyards, Santa Julia, Genaro Cacece, Tajungapu, Montequieto 
San Juan: Tierra Mayor, Augusto Pulenta
La Rioja: San Huberto
Catamarca: Altos de Tinogasta, Tizac
Salta: Tukma, Colome, Tacuil

Jujuy: Fernando Dupont.

La organización está a cargo de Vinoteca 1912 y nos sorprendió este año por el gran salto cualitativo con respecto a las ediciones anteriores, no tanto en la cantidad y nivel de las bodegas intervinientes que ya era muy bueno, sino especialmente en lo relacionado a un concepto que la diferenció claramente de la la mayoría de las ferias de vinos que se realizan en Buenos Aires: buscaron ofrecer un ambiente distendido (ya lo anunciaban desde la propia convocatoria) y lo lograron.

Para ello realizaron una importante inversión en varios aspectos que me gustaría detallar:

  • La elección de lugar. Un salón muy amplio que permitió presentar los stands en un recorrido orientado geográficamente que comenzaba con el sur del país y finalizaba con los de las provincias del norte, permitiendo así a los visitantes "descubrir las características propias de cada región y recorrer todo el país a través de una copa". El lugar elegido fue uno de los salones principales del Regimiento Granaderos, con estacionamiento propio para quien accedía en auto, algo no menor hoy en día en la Capital.

  • El sector destinado al relax, con múltiples sillones y mesas, una buena ambientación luminosa y suave música de jazz permitía relajarse copa en mano y mantener una conversación sin sobresaltos, lo que aprovecharon muchos de los grupos de amigos que llegaron a la Feria.



  • La oferta gastronómica. A mi juicio otro acierto por lo simple y sencillo. Dos stands ofrecían sin costo degustaciones de sus quesos y chocolates y en una amplia barra se vendían ricas empanadas a un precio muy accesible (20 pesos) algo que no suele suceder en otras ferias en las cuales la oferta gastronómica quizá es mas pretenciosa, pero con precios a veces fuera de lugar. En Vinos de Argentina se notó que la organización realmente buscó que los asistentes la pasaran bien y tuvieran acceso a un bocado a precios razonables. Algo importante para mantenerse en marcha cuando se presentan tantos vinos.
  • Como consecuencia de los espacioso del lugar, los stands estaban suficientemente separados unos de otros, lo que permitía al publico (al menos el viernes día de mi visita) acercarse a los vinos de manera digna, apenas esperando unos segundos que quien ya estaba al frente terminara su cata, sin aglomeraciones ni empujones.
  • Finalmente el precio de las entradas también fue  muy correcto, 200 $ las anticipadas y 250 $ si se adquirían en el lugar.

El único aspecto a mejorar que le comentamos a la organización fue nuestra apreciación sobre la necesidad de contar con una mejor iluminación para poder contemplar adecuadamente los vinos y, en mi caso, obtener mejores fotografías.. 

Sin dudas, Vinos de Argentina fue una de las Ferias de Vinos que mas disfruté últimamente, se nota que quienes organizan entienden de esto y esperamos que la cuarta edición sea apoyada por más bodegas y que sumen la presencia de sus dueños o enólogos.

Organizó: Vinoteca 1912 | Chenaut 1912, Las Cañitas. | (011) 4775.4369

Fotos tomadas por El ángel del vino.

lunes, 6 de junio de 2016

Bodega del Tupun - Probando de tanques las añadas 2016



La familia Pelegrina, de Tupungato, compró en el año 2004 esta antigua bodega construida en 1920. Es una bodega a la antigua, que fue diseñada para producir vinos en gran volumen y ha sido adaptada para la producción de vinos de calidad. Su capacidad instalada es de 6 millones de litros. Poseen innumerables piletas de cemento revestidas en epoxi y unas 700 barricas de roble. También vinos huevos de cemento y fermentación de lotes pequeños en bines.

Nos recibió el enólogo Ariel Angelini, originario de Carreras, pequeño pueblo de la Provincia de Santa Fé, ubicado a 100 km de Rosario, siendo en esta última ciudad en la cual realizó estudios de hotelería, que finalmente lo acercaron y atrajeron al mundo del vino, por lo cual en 2012, apenas terminado sus estudios se decidió y viajó a Mendoza para inscribirse en la Facultad de Don Bosco en la cual se recibió de enólogo.


Nos contó que los viñedos abarcan 200 hectáreas, repartidas en siete fincas, entre las cuales  destacó una en Anchoris, pegada al río que separa Tupungato de Luján, donde siempre hay brisa y gran amplitud térmica; dos en La Arboleda y una en San Pablo de 120 hectáreas de las cuales solo hay plantadas 24, que está ubicada a 1.450 m.s.n.m. y surcada por dos ríos.

Producen vinos a granel que venden a otras bodegas y exportan a USA en Flexitank de 24.000 litros y vinos embotellados de mayor calidad bajo la línea Tupun.



 

Recientemente se agregó un galpón de 800 metros cuadrados donde se realiza el fraccionamiento y la estiba, con capacidad de embotellar 2.500 botellas por hora. La producción se vende 60% al mercado interno y el resto se exporta. Solo se usan levaduras indígenas, no se usan duelas y casi nada de chip ya que tienen muchas barricas.


Acompañados también por el segundo enólogo, Damián Moreno, degustamos varias muestras de vinos tomadas directamente de los tanques:

  • Torrontés 2016 de La Arboleda. Parral de 30 años de la Finca Mami, así llamada porque es de la mamá de la familia propietaria de la bodega. Se realizaron tres cosechas en distintos momentos de maduración de la uva. Buen exponente de la variedad.
  • Viognier 2016 de La Arboleda. 12.500 litros. Dos veces al día se inyecta gas carbónico para remover las lías y obtener cremosidad y untuosidad.
  • Bonarda de Anchoris. 200.000 litros. Mucho color y concentración en nariz. En esta cosecha los rendimientos fueron bajos por lo que hay más concentración y por las condiciones climáticas se obtuvo baja graduación alcohólica, apenas 12,5 grados centígrados. Lindos aromas a mermelada, frutillas y violetas.
  • Malbec de Anchoris. Es el clásico, se elaboran 30.000 litros. Con una nariz que da notas a maracuyá y fruta tropical. Bastante dulce en boca.
  • Bonarda 60 hileras. Se realiza en una pileta que cuenta con una malla metálica en el medio que impide que el sombrero se eleve y lo mantiene sumergido. 50% fermenta en tanque de acero inoxidable y el resto en pileta. Luego se junta, va a barrica dos años y forma parte del corte Vulcano.
  • Malbec de San Pablo. Se lo cosecho con máquina después de una nevada de 30 cm. La uva llego a la bodega con 2 grados centígrados. Es cítrico, en naríz presenta cascara de limón, naranja, lavanda y algo especial que definimos como "vegetales cocinados". Gordo en boca. Menos de 13 grados de alcohol. Complejo.
  • Cabernet Sauvignon de Anchoris. 80.000 litros que salieron muy bien en esta cosecha.
Los vinos de Bodega del Tupun parten desde aproximadamente 90 $ en la linea Tupun y 145 $ los reserva. Están muy bien posicionados en su relación precio / calidad y noté que se esmeran para mejorar cada vez mas en la linea entry level, algo fundamental para que la Argentina pueda recuperar el consumo masivo del vino frente a otras bebidas. Bodegas del Tupun merece destacarse en este aspecto. Cuando salgan seguro voy a ir a buscar el Bonarda de Anchoris y el Cabernet Sauvignon que fueron los que mas me gustaron.

Fotos tomadas por El ángel del vino.

viernes, 3 de junio de 2016

Las novedades de alta gama de Trapiche, presentadas por Daniel Pi



Ante todo, una pequeña introducción. Todos conocemos a Bodegas Trapiche pero cuando se profundiza en los datos, los números sorprenden. La bodega nace en el año 1883. Su historia se remonta a un pequeño viñedo llamado El Trapiche, en la localidad de Godoy Cruz, donde se inició la elaboración de vinos finos. Con más de 130 años de trayectoria Trapiche es hoy la bodega insignia del Grupo Peñaflor, que es el séptimo productor de vino a nivel mundial y el mayor exportador de vinos de la Argentina. En 2010, la Familia Bemberg adquirió la totalidad del paquete accionario de Grupo Peñaflor que cuenta además con las bodegas Las Moras, El Esteco, Santa Ana, La Rosa, Suter, Andean y Navarro Correas, su última adquisición.

Peñaflor alcanzó en 2015 ventas anuales por US$ 447 millones con una participación en el mercado argentino del 28,1% y exportaciones de U$S 181 millones (1° exportador de vino fino fraccionado de Argentina, con el 23% de los envíos al exterior en volumen) y tiene presencia en más de 90 mercados internacionales.

La bodega que visitamos, inactiva desde los años 80, es un edificio de estilo florentino icono de la arquitectura enológica mendocina que fue adquirido por Trapiche en 2006 para re-inaugurarlo en 2008. La restauración abarcó todos los sectores y cuenta hoy con un museo, en el cual se puso en valor la vieja máquina despalilladora y se visita el acceso ferroviario que explica el desarrollo en gran volumen de la vitivinicultura, ya que el tren llego a Mendoza en 1880 y permitió el envío a granel hacia Buenos Aires, en la época que se permitía el envasado en destino. Recibe visitas turísticas y la primera novedad en esta nota es que está a punto de inaugurar su restaurante.

Las piletas de concreto recubiertas de epoxi son de 1920, ocupan un volumen de 10 millones de litros y tienen paredes muy gruesas para mantener la temperatura. En esta bodega hay un viñedo biodinámico de Malbec de seis hectáreas, que se encuentra en proceso de certificación. También visitamos la sala de barricas - Vernou y Gamba - y de Foudres de roble francés de 6.000 litros.

Daniel Pi es el director de enología de Trapiche y se asombra cuando a su llegada los flashes del grupo lo enfocan “para mí, que me saquen fotos en una cosa estrambótica, imagínense a ustedes que les saquen fotos por hacer su trabajo…” 

Soñamos con lo que les gusta a Ustedes, nuestro objetivo es que se enamoren de un vino nuestro”. Y destaca: "antes Trapiche no recibía turismo, ahora estamos recibiendo unas 30.000 personas al año".

Cuenta que Trapiche es una  bodega que ha ido mutando, adaptándose a los cambios en el consumo y que gracias a ello logró sobrevivir. Que trabaja para Peñaflor desde hace 24 años, cuando comenzó haciendo Finca Las Moras. Luego lo traen a Mendoza y se hace cargo de  todo. "Fue un gran desafío, nació Terroir Series, Gran Medalla, reformulamos el Iscay, salió otro Iscay…” En definitiva su tarea fue transformar una marca de vinos para todos los días en otra que, además, hace vinos de alta gama. 

"Las marcas Broquel y Fond de Cave tienen más de 100 años y logramos que sigan vigentes". Recuerda que Peñaflor hacia los vinos Termidor. "Cuando empecé el vino más caro era el Fond de Cave Reserva, luego vino el Gran Reserva. El Medalla comenzó en 1983/84, fue el primer vino Premium Argentino, para el cual se trajeron las primeras barricas de 225 litros".

Y muestra el crecimiento de Trapiche traducido en números: en 2002 se exportaban 400.000 cajas de seis botellas, ahora 4 millones. Y al mercado interno iban 700.000 cajas y ahora van 1,4 millones.

  

Las novedades de alta gama de Trapiche


Lo bueno de la cata fue que todos los vinos son de las cosechas que están por salir al mercado y algunos, incluso, novedades totales. Degustamos las líneas Gran Medalla, Terroir Series (que busca homenajear a los viejos viticultores de Mendoza) e Iscay.




Gran Medalla - Chardonnay 2014

Elaborado con uvas provenientes de Gualtallary. Es un vino pensado para la guarda. Fino, despojado en nariz, mas al estilo de la Borgoña. Se fermenta en barriles y foudres para que el impacto de la madera sea bajo, pero la idea no es desdeñar la madera ya que pasa un año por roble.

Daniel nos cuenta que a partir de Fond de Cave Reserva se busca hacer el vino sin aporte de levaduras, Se trabaja con pie de cuba, en un proceso similar al de la masa madres del pan. De algo que se esta fermentando se toma un poco y se inocula al tanque, así todo el vino sale de la misma “masa madre” o pie de cuba.

"En el mundo se consume tinto y blanco en parte iguales pero en Argentina estamos 80/20 %, lo que indica que algo se estaba haciendo mal con los blancos (mas allá de otras razones de marketing o el tipo de gastronomía que impera en Argentina). Por eso nos propusimos hacer mas y mejores vinos blancos, y de allí el proyecto de Costa y Pampa" (ver nota).

"El Chardonnay antes tenia más madera, vainilla, pan tostado, pero ahora queremos más uva y menos presencia de la madera. Tiene maloláctica parcial. En Mendoza en general estamos en una región fresca, Región 3 en escala Winkler (clasificación de regiones vitícolas basadas en sus temperaturas) pero no fría como la Borgoña, Alsacia o Alemania  (que son Región 1 o 2). En Gualtallary si se llega a Región 2. El ácido málico se combustiona durante la noche u queda poco. Para mantener la frescura se interrumpe la maloláctica, no se la deja llegar a cero y así se baja la manteca".

También nos entrega otra novedad, "el año que viene se va a hacer Chardonnay de Los Arboles, que para mi es fantástico. Es un suelo muy pobre, que hace 'sufrir' a la planta. Y da más acidez".


Gran Medalla - Pinot Noir 2013

De los viñedos de Los Arboles. Se realiza una maceración en frió durante una semana, y luego se deja en tanque para que arranque la fermentación espontanea. Al terminar se saca para que haga la maloláctica.

Al momento de catarlo tenia seis meses desde su envasado.

Entra suave y tiene un largo final. Esta para esperarlo más. Se marca talco en la boca, es fresco, ideal para comer. 

Cuenta con un aporte de madera, ya que pasa un año y medio en foudres.


“Al Pinot no hay que tratar de entenderlo, hay que quererlo”, redondea Daniel Pi.


Gran Medalla - Cabernet Franc 2012


Otra novedad. Tiene una buena nariz, con notas de hongos, piracinas, algo pimentoso. Según Pi, David Biraud (el mejor sommelier de Francia y segundo en el reciente mundial de Sommeliers realizado en Mendoza) dijo que era como el del Loire, lo que es un gran halago. En boca se destaca su acidez. 


Gran Medalla - Cabernet Sauvignon 2012

Uvas provenientes de cuatro viñedos Mendocinos: Cruz de Piedra en Maipú, Agrelo en Luján de Cuyo y dos zonas de La Consulta en San Carlos.

En nariz deslumbra, con aromas a frutas negras concentradas, violetas,  pimentón y cassis. En boca es intenso de  entrada dulce y voluminosa. Elegante y con un gran equilibrio.

Gran Medalla - Malbec 2013

Con uvas provenientes de Los Arboles, de un viñedo cerca de la cordillera con piedras enormes (rocas) a las que llaman 'lomo de burro'. Cuenta que hubo que dinamitar algunas para sacarlas y se pusieron a un lado de la finca que por ello se llamó finca Las Pîedras. 

El Malbec elaborado con uvas de este viñedo actualmente se vende todo a Corea, salvo esta etiqueta. 

En 2015 y 2016 no se regó en ese lugar, y las calicatas realizadas mostraron raíces hasta una gran profundidad, cercana a los 2 metros. Allí es donde la planta se encuentra aún con la humedad del invierno.

Es un Malbec de gran categorìa, que representa fielmente la tendencia de avanzar hacia vinos mas complejos y elegantes.
Novedad: antes de fin de mes Trapiche va a sacar una línea nueva llamada Perfiles (con un precio de alrededor de $ 200) que mostrará los distintos tipos de suelos y su impacto en boca. Habrá un Cabernet Sauvignon (de arcilla), dos Malbec (uno de grava y uno de Gualtallary, calcáreo) y un Chardonnay de Gualtallary.
Línea Terroir Series

Con los Terroir Series se busca homenajear a los viejos viticultores de Mendoza, en su mayorìa inmigrantes a los cuales le debemos mucho, por su esfuerzo y dedicación. Pasan 18 meses por barrica.

Terroir Series - Malbec Finca El Coletto 2012

De El Peral, Valle de Uco, es un Malbec de manual. Coletto era un italiano que vino después de la segunda guerra mundial, a fines de los 40, plantó el viñedo e hizo un tambo en este lugar. Según Alberto Antonini, es el más “italiano” de los tres terroirs. Pasa 18 meses por barrica. Y esta riquísimo.



Terroir Series - Malbec Finca Orellana 2012


De La Consulta, viñedos de 1940, con poda de pitón, 5.500 plantas por hectárea, rendimiento de 1 Kg por planta.  En nariz tiene aromas a cereza, con notas balsámicas y hierbas frescas. Taninos dulces sedosos, voluminoso y muy frutal. Largo final. Es gordo, sabroso.

"El Coletto es más recto, este es más abarcador" define Pi. 

Un gran vino. En mi cuaderno de notas escribí: ¡qué bueno está esto!

Terroir Series - Malbec Finca Ambrosía 2012

Es de un viñedo implantado sobre lo que fue antiguamente el lecho del Río Tunuyán.  

Impresionan los aromas intensos de fruta roja, ahumados, menta, especias, tomillo, grafito. En boca incluye un carácter mineral, algo filoso. Final persistente. A mi entender es el mas complejo de los tres.

Novedad: pronto saldrá el Terroir Series - Cabernet Sauvignon Finca Laborde 

Iscay - Syrah Viognier 2013

Se utiliza un 97% de Syrah (del cual un 17% va en racimo entero y el resto en grano) y lleva un aporte de 3% de Viognier agregado en racimo entero al fondo de la cuba. Los viñedos están en Los Árboles, Valle de Uco a 1.250 metros sobre el nivel del mar.

Daniel Pi dice que está hecho al estilo del Ródano, y cuenta sobre un bodeguero californiano (de Solvang) que hacia vinos de 97 puntos Parker y vino a la Argentina a probar nuestros Syrah. Recorrió todo el país probando y le gustó tanto éste de Trapiche que le sugirió hacer un vino juntos. 

En nariz destaca aromas a ciruela, durazno y cassis, con notas florales y especiadas. En boca es amplio y delicado con taninos dulces y elegantes.


Iscay - Malbec Cabernet Franc 2011

La primera vendimia fue en 1.997, cuando el enólogo era Ángel Mendoza y Michel Rolland asesoraba. Se buscaba el complemento entre Europa y Sudamérica. Hasta 2007 fueron blends de Malbec y Merlot. Cuando se fue Rolland, Daniel Pi lo cambió a Malbec / Cabernet Franc. No se hace co-fermentación, fermentan en barriles separados, con racimo entero. El Malbec (70%) es calcáreo y el Franc (30%) es de Altamira. Según el enólogo: "Tiene toda la calesita de sabores, entra dulce, se agarra, empieza a marcar la acidez".

El Malbec aporta frutas rojas maduras, notas especiadas y sus poderosos taninos. El Cabernet Franc aporta frutas negras y un toque balsámico. Resulta un vino concentrado y complejo de largo final.





Para cerrar la nota cuatro temas:
  1. Pido disculpas si quedó muy larga, pero es que me parecía todo muy buen material como para dejar algo afuera. Una descripción de todos los vinos de alta gama de Trapiche por llegar al mercado de la mano del Director enológico de la bodega no es cosa de todos los días.
  2. En estos días se conoció que el Trapiche Iscay Malbec Cabernet Franc 2011 (el ultimo de esta crónica) recibió 98 puntos por parte del crítico ingles James Suckling.
  3. Además, Trapiche realizó una intensa campaña publicitaria en estos días destacando ser la bodega argentina que mas premios ha obtenido en Concursos Internacionales. En la lista figuran cosechas anteriores de la mayoría de los vinos aquí publicados.
  4. Si bien los precios de estos vinos no son económicos (en la bodega estaban $ 500 los Gran Medalla y $ 600 los Terroir Series y los Iscay), están muy bien posicionados. Es una alta gama relativamente accesible, que no ha entrado en la locura de las tres cifras que se pueden ver en vinos de otras bodegas renombradas. Para aprovechar.




Fotos tomadas por El ángel del vino.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...